Este es el cráter de impacto más grande sobre la Tierra y tiene 300 kilómetros de diámetro

Cada día, la Tierra recibe alrededor de 100 toneladas de materia extraterrestre en forma de granos de polvo. El 99 % de esos granos tienen un tamaño aproximado de entre 0,05 y 0,5 milímetros.

De vez en cuando caen objetos mucho más masivos. Como el que originó el mayor cráter de impacto del que tenemos constancia sobre la Tierra.

Vredefort

El mayor cráter de impacto sobre la Tierra es el cráter de Vredefort, cerca de Johannesburgo, en Sudáfrica, con un diámetro de 300 kilómetros. El cráter, actualmente, está muy erosionado: se formo hace unos 2.000 millones de años, cuando un asteroide o un cometa colsionaron contra la Tierra.

Se calcula que al impactar el meteorito se liberó una energía de 100 millones de megatones de dinamita y que se desplazaron 70 000 km³ de roca. Se estima que el meteorito que causó el cráter tendría entre 5 a 10 km de diámetro. Desde el año 2005 el cráter de Vredefort es considerado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Con todo, este impacto sobre la Tierra está lejos de ser el mayor que ha sucedido en la Tierra, y está muy lejos de ser el mayor del Sistema Solar. Actualmente, la mayoría de astrónomos sostienen que, hace unos 4.500 millones de años, un planeta del tamaño de Marte chocó contra la Tierra, que se había formado hacía poco.

Algunos de los escombros que produjo el cataclismo empezaron a orbitar alrededorde la Tierra, se agregaron debido a su propia gravedad y formaron la Luna.

El meteorito más grande que se conserva (que, por cierto, si veis uno es mejor que no lo toquéis por estas razones), es el Hoba West, encontrado en 1920. Hallado cerca de Grootfontein, Namibia, el bloque medía 2,7 metros de largo y 2,4 metros de ancho, con una masa estimada en unas 59 toneladas. El meteorito, compuesto sobre todo por hierro, es particular por lo inusualmente planas que son sus dos superficies mayores. Fue declarado monumento nacional en 1955 para protegerlo de los cazatesoros que se llevaban fragmentos.

El meteorito no ha sido movido desde que impactó hace 80 000 años. No dejó un cráter u otro signo de impacto porque la atmósfera terrestre desaceleró el cuerpo haciendo que cayera a velocidad terminal. A esta velocidad, el meteorito permaneció básicamente intacto, y el impacto de baja energía con la superficie causó poca excavación.

a

Unas mil veces el arsenal nuclear de la Tierra

En cuanto al mayor impacto registrado en el Sistema Solar, hay que ir a otr planeta distinto a la Tierra. Que tengamos constancia, entre el 16 y el 22 de julio de 1994, más de 20 fragmentos del cometa Shoemaker-Levy 9 colisionaron contra Júpiter.

El fragmento “G” produjo el mayor impacto: explotó con una energía de aproximadamente 6 millones de megatones de TNT (unas 1.000 veces el arsenal nuclear de toda la Tierra).

Fuente:Sergio Parra
Xataka Ciencia